3 cuotas SIN INTERÉS & ENVÍO GRATIS! (+$10.000)

La historia del Pijama

Este artículo nos pareció una gran idea ya que Bonne Nuit en realidad, empezó como una marca de ropa para dormir (de ahí el origen: Bonne Nuit significa buenas noches en francés) y luego fuimos incorporando el resto de las prendas que hoy componen nuestra marca . En fin, como todo tiene su historia, esta hermosa prenda, también

.

Recopilamos info de varias fuentes y decidimos compartirlas para que por un ratito, contemples la importancia que tiene y tuvo siempre el diseño de indumentaria, ya que un día alguien reconoció una necesidad y creó una prenda 100% funcional que responda a ella.

Actualmente, el consumismo hizo que compremos artículos muchas veces de manera desmedida ... sin embargo, nuestro objetivo hoy es compartirte información para que dimensiones la importancia de elegir con criterio tu ropa para dormir.

A modo de opinión personal, como diseñadoras creemos que es una de las prendas más importantes del día, porque sentirte cómoda en la intimidad de tu hogar y al momento de dormir, repercute directamente en el humor y la energía del resto de tu día. Por eso es clave elegir el diseño o formato que más cómodo te parezca, la tela que más se ajuste a tus necesidades y gustos y, por supuesto, EL TALLE CORRECTO (si ves un pijama talle único, salí de ahí maravilla).


Ahora si, un poco de historia:


El origen del término pijama es bastante complicado, ya que entran en juego un sinfín de idiomas. Así, el castellano lo tomó del inglés “pygamas” y esta lengua hizo lo propio del indostaní “paegama”, que venía a ser un pantalón suelto y holgado que usaban los mahometanos. No obstante, esta palabra a su vez deriva del persa “paeyamah”, que es fruto de la suma de dos partes diferenciadas: “pae”, que significa “pierna”, y “yamah”, que es equivalente a “vestido”.

En resumen, el pijama tiene su origen en el Imperio Otomano como consecuencia de la necesidad de mantener la higiene y calentar el cuerpo durante la noche. Además, como se vestían ropas muy aparatosas (detalle que,en cierto punto, tampoco se ha modificado tanto en la actualidad) , el pijama holgado y básico ayudaba a conciliar el sueño al ser una prenda mucho mas cómoda.

A pesar de que hoy es común, el uso del pijama no se extendería hasta el siglo XVIII, cuando se popularizó el uso de los pantalones que procedían de Persia a los que llamaban ‘Pijama’, como aclaramos en el inicio. Hasta ese momento, los hombres y mujeres utilizaban camisones largos hechos de lana, seda, punto, terciopelo, etc. Siempre fueron piezas holgadas y cómodas cuya materialidad se adaptaba al clima y las telas cambiaban en base a ello.



Una prenda elitista: alrededor de 1870, los ingleses empezaron a llevar pijama, pero lo adaptaron a su gusto y con detalles lujosos, de tal manera que estaban tan abarrotados que hacían que los pijamas no fuesen cómodos. Usado únicamente por las clases altas y por la aristocracia de las época, debido a su elevado precio.

Posteriormente, los colonizadores lo exportaron por todo el mundo y se convirtieron en una prenda muy popular ya que, al utilizar materiales de diferentes características y prestaciones pero sobre todo, costos, personas de diferentes clases sociales podían acceder a ella. 



Lo que nos parece interesante de esta prenda es que a diferencia de tantas otras, muy pocos detalles han cambiado. Cada marca tiene su propio estilo, su impronta. Pero, su función sigue siendo la misma: mantener la higiene y brindar confort al momento de descanso (hay una sensación mas linda que llegar a tu casa y ponerte el pijama?). Por otro lado, las telas seleccionadas deben cumplir desde el inicio con las mismas características: frescas o abrigadas dependiendo de la época y zona, y amigable al contacto con la piel. Su formato, debe ser holgado para garantizar comodidad y un contribuir al descanso y relax o lograr ajustarse al cuerpo (telas elastizadas). Y por último, pero no menos relevante: sigue siendo una prenda bastante elitista, no todxs tienen la posibilidad de acceder a una prenda para dormir, sin embargo, analizar su importancia relación a la higiene es clave para elegir con criterio tu próximo pijama.


Cada vez que nos sentamos a planificar y diseñar las prendas que componen nuestra línea de ropa para dormir, pensamos en todos los detalles y gustos porque en conclusión: Un buen pijama es felicidad.


Esperamos que les guste este bello artículo, pronto sumaremos muchos más!


Ahora si, elegí el que más te guste haciendo click aquí!

Mi carrito